Actualidad

La FBG recibe una ayuda AGAUR-LLAVOR para un proyecto que mejora la seguridad de las telecomunicaciones con tecnología optomecánica

La FBG ha obtenido una ayuda por valor de 20.000 euros para el proyecto «Long-range optical secure communications with optomechanical crystal in a chaotic regime», del Dr. Blas Garrido, catedrático del Departamento de Ingeniería Electrónica y Biomédica de la Facultad de Física de la Universidad de Barcelona (UB).

La seguridad de la comunicación a través de los canales públicos es una de las principales preocupaciones de la sociedad en la actualidad. Esta preocupación ha aumentado tras la divulgación de documentos clasificados que revelaron la existencia de programas gubernamentales de vigilancia masiva que se llevaban a cabo a escala global. El equipo de investigadores de la UB liderado por el Dr. Blas Garrido y con participación del Dr. Daniel Navarro desarrollará una tecnología para incrementar la seguridad de las comunicaciones digitales con tecnología optomecánica.

El proyecto tiene como objetivo demostrar y valorizar una prueba de concepto de una nueva tecnología de bajo coste capaz de producir chips criptográficos exclusivos de alta seguridad. Esta tecnología se basa en la optomecánica, que utiliza la luz para interactuar con dispositivos mecánicos. Normalmente en este campo de investigación las no linealidades ópticas suelen considerarse perjudiciales, y se procura minimizar sus efectos. En este proyecto la idea es aprovechar estas irregularidades e introducir componentes caóticos en la señal para alcanzar altos niveles de seguridad en las comunicaciones. Los mensajes se ocultarían dentro de una máscara de señal portadora caótica que sólo se podría descodificar mediante la sincronización bidireccional de dispositivos equivalentes.

En concreto, el principio de funcionamiento es la sincronización de cavidades optomecánicas independientes llevadas a una dinámica caótica por medio de la luz. Esta apuesta tecnológica está sólidamente fundada en los trabajos anteriores liderados por el equipo de investigación, que ya ha demostrado su viabilidad en un sistema de una sola cavidad optomecánica.

El proyecto dará lugar a un experimento de prueba de concepto en el que se demostrará la emisión y descodificación de una señal mediante la sincronización de dos cavidades optomecánicas conducidas al régimen caótico y fabricadas en diferentes chips.

Los chips se fabricarán con técnicas de nanofabricación convencionales, y serán competitivos respecto a los métodos actuales en términos de eficiencia energética, velocidad de transferencia de información, versatilidad y seguridad.

El proyecto, con número de expediente 2018-LLAV-00028, ha sido otorgado por la AGAUR en la modalidad “Ayudas Semilla para proyectos innovadores con potencial de incorporación al sector productivo”, y está financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional de la Unión Europea en el marco del programa operativo FEDER de Catalunya 2014-2020.

Comparte esta entrada: